Archive for JERARQUIA DE OPERACIONES

POTENCIACIÓN Y RADICACIÓN EN LOS NÚMEROS ENTEROS EJERCICIOS RESUELTOS EN PDF Y VIDEOS

Share Button



Potenciación de números enteros
Es una operación en la que dadas una BASE ENTERA (número entero) y un exponente natural (n), hallamos la POTENCIA P.
Radicación de números enteros
Es una operación inversa de la potenciación. Dada una expresión como rn = a; la POTENCIACIÓN nos permite hallar a dados r y n; la RADICACIÓN nos permite hallar r dados a y n.
LEY DE SIGNOS
I) Si extraemos la raíz de índice “par” o “impar” de un número positivo (+) el resultado será positivo.
II) Si extraemos la raíz de índice “impar” de un número negativo (–) el resultado será negativo.

“El método del nueve”
Hace unos siglos era muy difícil realizar las cuatro operaciones fundamentales, los métodos eran muy largos y engorrosos; es así que llegando después, de múltiples trabajos al final de una operación aritmética, nuestros antecesores consideraron absolutamente necesario comprobar este total obtenido con el sudor de su frente, ya que los métodos voluminosos provocaron, como es lógico, desconfianza hacia sus resultados; es muy fácil perderse en un camino, lerdo y sinuoso que en el recto camino de los métodos modernos. Naturalmente, de aquí surge la antigua costumbre de comprobar toda operación aritmética efectuada, encomiable regla que aún hoy se practica.
El método favorito de comprobación era el llamado “método del nueve”, el cual frecuentemente se describe en algunos manuales contemporáneos de aritmética.
La comprobación por el nueve se basa en la “regla de los residuos” que dice: el residuo de la división de una suma entre cualquier número, es igual a la suma de los residuos de la división de cada sumado entre el mismo número. En la misma forma, el residuo de un producto es igual al producto de los residuos que al dividir entre 9 la suma de las cifras del mismo número. Por ejemplo, 758 entre 9 da como residuo 2: el mismo 2 se obtiene como residuo de la división de 7 + 5 + 8 entre 9.
Comparando ambas propiedades indicadas, llegamos al método de comprobación por nueve, es decir, por división entre 9. Mostraremos con un ejemplo en qué consiste dicho método.